28 jun. 2010

Minerales estratégicos


Japón depende de estos minerales al basarse gran parte de su economía en la compra de materia prima a bajo coste y la manufactura de productos tecnológicos. Uno de los usos más importantes de estos minerales es la fabricación de superconductores, materiales que a cierta temperatura sufren una disminución brusca de su resistividad permitiendo así el paso de la corriente eléctrica sin impedimentos. Algunas aplicaciones son los imanes superconductores, empleados en dispositivos de levitación magnética como los trenes Maglev (581 km/h), en las máquinas para la resonancia magnética nuclear en hospitales o en el direccionamiento del haz de un colisionador de partículas. Los superconductores también se utilizan para hacer circuitos digitales y elementos electrónicos para estaciones base de telefonía móvil.

Los expertos hablan que son 28 los minerales llamados estratégicos…considerados como “imprescindibles para el funcionamiento de la economía mundial”. Aparecen en primer término el cobre, plomo, zinc, estaño, platino y uranio, siguiéndoles rápidamente en la escala de preferencias el oro, la plata, las calizas y las tierras raras. Minerales como el coltán, niobio, berilio o molibdeno han ingresado en esta lista debido a los últimos avances tecnológicos.

El cobalto y el cromo son ampliamente utilizados en la industria militar al ser un ingrediente esencial en los motores a reacción o en los controles de los misiles guiados, entre otros.

El principal uso del uranio, en su forma enriquecida, en la actualidad es como combustible para los reactores nucleares que producen el 17% de la electricidad obtenida en el mundo. El uranio empobrecido es usado en la producción de municiones perforantes y blindajes de alta resistencia.

Según informes de agencias internacionales de prensa, la exportación de coltan ha ayudado a financiar a varios bandos de la Segunda Guerra del Congo, un conflicto que ha resultado con un balance aproximado de más de 5 millones de muertos. Ruanda y Uganda están actualmente exportando coltán robado del Congo a occidente (principalmente a los Estados Unidos), en donde se utiliza casi exclusivamente en la fabricación de condensadores electrolíticos de tantalio. Es utilizado en casi la totalidad de dispositivos electrónicos: teléfonos móviles, GPS, satélites artificiales, armas teledirigidas, televisores de plasma, videoconsolas, ordenadores portátiles, PDA, MP3, MP4...


JONH LE CARRÉ EN SU NOVELA "La canción de los misioneros", trata de este tema, por eso se me ocurrió la idea al empezar a hablar de piedras en el blog.
(Unificación de dos textos escritos respectivamente por Flamenco Rojo y por Ángeles Hernández,  ambos aparecidos como sendos comentarios al capítulo 19)
(Imagen extraída de Internet)

6 comentarios:

ana J. dijo...

Flamenco y Amando, Amando y Flamenco.
¿Qué haríamos sin vosotros?
Chapeau!
Un abrazo

Ángeles Hernández dijo...

Algo grave y caro está debajo de todo esto, ejército, desaparecidos, investigaciones secretas, japoneses, asesinatos..........hoy el coaltar es más apreciado que el petroleo ( o casi).

Gracias por vuestro esfuerzo y por vuestras informaciones, sois geniales.

Un abrazo Á.

Ángeles Hernández dijo...

Quise decir coaltán. ¡Glup!

Amando Carabias María dijo...

En realidad sólo he sacado al escaparate lo que Flamenco había preparado. Sólo le he peinado. Nada más. Por tanto el mérito es del sevillano.
Ángeles, lo que cuentas es ciertísimo y tremendo.
Y por ahí se explican unas cuantas cosas de las que están sucediendo y de las que pueden suceder. No sé si en la novela, pero desde luego en el mundo sí.

Anabel dijo...

¡Qué lujazo!

Gracias.

Flamenco Rojo dijo...

El coltán, como ya se ha comentado previamente, es imprescindible para construir los dispositivos de consumo de última generación, pero conviene aclarar que el coltán no es realmente ningún mineral establecido; por lo tanto no es en sí una materia prima. Es el resultado de la fusión de dos minerales: la columbita (óxido de niobio con hierro y manganeso) y la tantalita (óxido de tántalo con hierro y manganeso).